Los periodistas no tienen galones

Cuando sea mi cumpleaños, cerraré el perímetro de mi casa en Chorrillos desde la avenida México hasta el ex fuerte Tarapacá, y desde la avenida El Sol, hasta José Olaya. Invitaré a mis amigos para que estén parados en la puerta desde las 6 de la mañana y cada vez que llegue algún miembro destacado de mi familia, los obligaré a hacer una reverencia. Como las pistas estarán cerradas, olvidaré incluir en las invitaciones un plano detallando las vías de acceso permitido; eso sí, pondré a un 911 en cada esquina del perímetro, y que a cada pregunta sólo sepa responder con gruñidos. Como pretendo que mi fiesta sea a todo dar, procuraré que vayan muchos periodistas para que hablen bien de mí, y yo a cambio los trataré mal, les diré que ya no pueden pasar pese a estar dentro del horario, les gritaré como si fueran mis empleados, les haré dar mil vueltas antes de encerrarlos en un incómodo estrado y allí los dejaré esperando por horas hasta que la fiesta empiece; pero no les invitaré ni un petipán.

Es lo que, visto desde otro ángulo, ocurrió hoy con la Ceremonia por el aniversario de la creación de la Marina de Guerra del Perú y el combate de Angamos. Alguien en la Dirección de Intereses Marítimos e Información no hizo bien su trabajo, alguien dio disposiciones contrarias, alguien creyó que la prensa era otro batallón al que podían comandar. Y se equivocó.

Es el clásico error de las Fuerzas Armadas, y es que su forma de pensar castrense, disciplinada, esquematizada, choca con la de los periodistas, libre y transgresora.

No es que no podamos seguir instrucciones, de hecho las necesitamos, pero si quienes deben darlas parecen no tener idea de como hacerlo, a los periodistas solo nos queda seguir nuestros instintos, libres y transgresores. Si eso no se acomoda a su protocolo, deberían organizarlo mejor, o cambiarlo de una buena vez.

Anuncios

4 thoughts on “Los periodistas no tienen galones

  1. Troba dice:

    Seguramente Grau se volvería a morir si viera a Giampietri y demás asesinos.

    Organizan desfiles, a la vez que rematan Paita.

    Una observación mínima: es el Combate de Angamos 🙂

    Saludos

  2. angélica dice:

    tenemos galones imaginarios!! jajaja… por lo menos me gusta pensar eso… Muy bien dicho Pame, han organizado mil ceremonias y siempre cometen los mismos errores a pesar que se los haces ver… en fin… felizmente en mi casa no se inponen esos “esquemas”!! jajaja

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s