Cuando muera…

He cubierto suficientes muertes como para imaginar qué sucederá después de la mía. Ya sea una persona famosa o un perfecto desconocido, ya sea porque era su momento o porque un trágico y repentino hecho se lo llevó de este mundo, cuando la muerte de una persona capta la atención, se inicia un desfile de homenajes, de palabras bonitas, de videos y de fotografías.

No me considero una mujer mediática, pese a que el periodismo me ha puesto frente a cámaras innumerables veces y ahora conduzco un noticiero dominical, no soy tan identificable como otros periodistas y lo agradezco, porque puedo subir a un Metropolitano, comprar en un mercado, beber en un bar, y caminar por la calle mal vestida, mal peinada y con la cara lavada sin preocuparme por firmar autógrafos, posar para fotos o atender denuncias ciudadanas.

No obstante, creo que mi diminuto club de fans, ese que me quiere y admira desde muchísimo antes de mi incursión televisiva, podría lamentar mi eventual partida, y cuando yo ya no esté, serán ellos los encargados de dar testimonio de lo que yo representé en sus vidas.

No hay muerto malo, dicen. Hasta el más maldito de los malditos tendrá una persona que recordará algo, aunque sea un detalle minúsculo y desconocido, que signifique un atisbo de bondad en él. Sin embargo yo no me puedo confiar, y como no estaré para supervisar el proceso, he decidido tomar acciones de antemano. Consideren este post mi autoobituario.

Independientemente de las circunstancias de mi muerte, me gustaría que en lo posible no hablaran con mi familia, pero ya que no podré impedir que los medios la acosen, preferiría que las entrevistas las de mi padre. Mi madre es una mujer dulce y a la vez fuerte, pero deseo que en ese momento esté tranquila. Mi padre en cambio, es un hombre más acostumbrado a las cámaras, además se sorprenderán de cuán parecidos somos, tanto en lo físico como en la personalidad.

Si tienen que hacer un recorrido por mi experiencia laboral, por favor no olviden que empecé vendiendo productos de ferretería en un almacén cuando aun no acababa mis estudios. No fue el más fabuloso de mis trabajos, pero me enseñó a tener responsabilidades, a ser ordenada, a sonreír siempre más allá de mis problemas, a establecerme metas y cumplirlas, y a que el éxito de uno es el éxito de todo el equipo.

Sobre mi forma de ser, no hay problema, sean sinceros. Yo sé que no soy un pan de Dios, que tengo un humor difícil de entender (ejemplo, este post) y por eso tengo pocos amigos cercanos, pero lo que no podrán negar es que me preocupo mucho por cumplir las normas. Me aterra la sola idea de recibir una multa de tránsito, así que un punto a mi favor es que soy respetuosa de los derechos y deberes de las personas y defiendo la igualdad ante la ley. ¡Ah! casi lo olvido, me gustan los gatos y detesto el #futblah.

Cuando muera, seguramente quedarán muchos proyectos truncos, pero sólo les pido por PressCamp ¡no lo dejen morir! Sé que el equipo está en deuda con el gremio y por falta de tiempo no pudimos organizarlo este año, pero si mi muerte al final resulta en una suerte de impulso ¡pues bienvenida!

Algo que tampoco podré evitar una vez que ya no esté aquí serán las semblanzas con fotos, videos y música, es por eso que me tomé la libertad de hacer una selección muy personal de imágenes y canciones que creo que podrían describir muy bien algunas etapas de mi vida. Usar a discreción.





Para mi sepelio, no espero mucha ceremonia. En serio, no pierdan tiempo, donen lo que sirva y quemen el resto. No me entierren para que después mi tumba acumule polvo, y así tampoco tengan que inventar excusas para no visitarme cada 1 de noviembre. Cuando tengan ganas de recordarme, simplemente hagan una búsqueda en Google.

Actualización: Agrego este divertido video sobre “Maneras tontas de morir” gracias a @ocram.

Anuncios

One thought on “Cuando muera…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s